Blogia
Patio Criollísimo

Bondades de la Zeolita

Foto: Crystian González Alfonso

Recién comenzaba el Período Especial cuando se le concedió a la zeolita el calificativo de mineral del siglo. Sin conocer a ciencia cierta sus verdaderos beneficios, la población comenzó a utilizarlo para todo. Imbuidos, quizá, por las disímiles maneras que «inventamos» los cubanos a fin de salir de la crisis económica que se avecinaba.

Contar con uno de los yacimientos más valiosos del país —ubicado en la zona de Tasajera en San Juan de los Yeras— trajo consigo que el municipio de Ranchuelo extendiera sus renglones económicos, y además de la producción de cigarros y de azúcar, se dedicara a explotar este recurso natural.

Más de dos décadas después de construida la planta —el 19 de abril de 1988—  los 103 trabajadores que allí laboran y los especialistas de la empresa Geominera de Villa Clara incrementan las extracciones de zeolita. El ritmo productivo resulta más elevado cuando aparecen contratos de exportación a otros países como España, Brasil y Canadá. Asimismo, efectúan ventas a las plantas de fertilizantes en las provincias de Cienfuegos y Matanzas.

 

DIVERSIDAD EN LAS PRODUCCIONES

La existencia de otras dos plantas similares en el país deviene en  reto para diversificar las producciones. Sobre todo porque a diferencia de los yacimientos de San Andrés, en Holguín y de San Ignacio, en La Habana, la de aquí posee un 90 % de pureza, el mayor respecto a las restantes. La distinción le permite elaborar cinco derivados — Zeotec, Fertisol, Zoad, Zook, Litosand—, los cuales, según sean empleados,  permiten sustituir importaciones.

El primero de ellos, por ejemplo, es un producto natural de origen 100% mineral, que se utiliza fundamentalmente como materia prima para la industria del cemento y en la desgasificación de desechos sólidos urbanos. Entre tanto el Zoad resulta de gran utilidad para la cría avícola, porcina y de rumiantes.

«En pollos de engorde —explica Miguel Díaz Sánchez, jefe de venta—, mejora su conversión y disminuye la mortalidad, lo que favorece el índice de productividad de esta especie. De igual manera en las gallinas ponedoras incrementa el porcentaje de posturas, mejora la conversión de los alimentos, reduce la rotura de los huevos y su suciedad e incrementa el peso promedio. También favorece a las ponedoras en jaula como sustituto de la cal para el control de larvas, gorgojos, moscas y malos olores.»

Respecto al Fertisol, Díaz Sánchez señala su utilidad para reducir los costos de producción de los fertilizantes químicos. A su vez disminuye la compactación y degradación de los mismos. De este modo se aumenta el tiempo de almacenaje, con menos pérdidas.

Pero lo más destacable radica en que permite minimizar el empleo de altas dosis de nitratos. Por tanto contribuye a la disminución de la contaminación ambiental.

—¿Significa que la zeolita resulta un mineral beneficioso para la atmósfera?

—Tanto que su empleo en los sistemas de riego favorece la conservación de los suelos, ya que controla su acidez y mejora las  propiedades físicas y químicas. Muchos productores agrícolas dudan de su efectividad, pero está demostrado que evita las pérdidas de nitrógeno amoniacal, fósforo, potasio y otros elementos valiosos que aportan al suelo los fertilizantes. Así permite el  incremento de los rendimientos de los cultivos y disminuye los costos de producción por cosecha.

—¿A qué se debe que la generalización de su uso sea mínima?

— Por razones de transportación y almacenaje. Los agricultores que conocen su utilidad alegan que pocas veces poseen los medios necesarios para llegar hasta aquí y llevarse las cantidades necesarias de fertisol, o de los demás productos. Porque el Zook, por ejemplo resulta muy útil para el lecho de animales de cría comercial y doméstico. Es un excelente intercambiador iónico, captador de gases y absorbente de hasta un 40 % de su masa en humedad. Entre tanto el Litosand, se emplea como substrato para filtros de tratamientos del agua.

Los cubanos todavía no sabemos cuando culminará el Período Especial. En medio de la crisis económica mundial, más bien continuamos en la búsqueda de alternativas con basamentos científicos, y menos espontáneos como aquellos «inventos» de los años 90 del pasado siglo.

Para bien de muchos, tuvimos aciertos con la utilidad de la zeolita, cuyos beneficios están bien probados, incluso, como materia prima en la elaboración de medicamentos para los humanos. No es un simple granito gris conque decoramos las plantas ornamentales. De ahí que se imponga poco a poco en el mercado nacional y foráneo por sus indiscutibles bondades. 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres